La gente no puede dejar de hablar de estas siete cosas de Eurovisión

miki eurovision spain 2019.jpg

Durante los 64 años que lleva celebrándose el festival de Eurovisión, que nació como una fiesta para reunificar a la Europa de posguerra, el continente ha vivido la caída del muro de Berlín, el fin de sus dos últimas dictaduras y el Brexit. Pero se ha mantenido tozudamente apolítico: Eurovisión es una tregua a ritmo de canción ligera. Arcade, del candidato de Holanda Duncan Laurence, ganó evocando la épica llenaestadios de Coldplay (o, según el comentarista de TVE Tony Aguilar, Pablo López) mientras que el español Miki quedó en el puesto 22 con La venda. Que suena mal, pero es el quinto mejor resultado para España en esta década: ha llegado un punto en el que no quedar los últimos ya se siente como una victoria moral.

Muchos han llamado al boicot ante la hipocresía de que un festival que va con el corazón por delante (en la O de su logo) se celebre en un país opresor con el pueblo palestino, pero Eurovisión apeló una vez más a la filosofía de Cabaret: ahí fuera hace frío, pero aquí todo es hermoso. Aquí disfrutas de la mayor superproducción televisiva del planeta, cada efecto visual te cuesta varias dioptrías y cada vestido te recuerda a Juncal Rivero en Noche de fiesta. Ninguna de las videopostales que promocionaban el turismo en Israel antes de las actuaciones estuvo rodada en la Franja de Gaza. #Palestina fue el octavo término más mencionado de la noche en redes sociales, pero no fue el único.

[seguir leyendo]
https://elpais.com/elpais/2019/05/19/icon/1558233514_435106.html

Anuncios

¿Por qué el nuevo diseño de Sonic da tanta grima?

sonic.jpg

Quién no quería tener un amigo como Sonic en los 90. Siempre de buen humor, siempre lleno de energía y siempre preparado para cuando quisieras jugar con él. Pues cuidado con lo que deseas, porque ahora Sonic se ha convertido en tu amigo: en concreto en ese al que habías perdido la pista hace años y ahora te lo encuentras exhibiéndose semidesnudo en Instagram ciclado del gimnasio, posando con cara de cabreo y con mucho más vello corporal. Y sigue queriendo jugar contigo, solo que quizá acabes con un poquito de dolor al acabar.

[seguir leyendo]
https://www.menzig.es/a/diseno-sonic/

Tras 20 años obsesionado con los Oscar, han dejado de interesarme por completo

liza minelli oscars.jpg

La noche del 24 al 25 de febrero será la vigésima que pase en vela por los Oscar. La primera fue en 1999, cuando incluso a través del audio de la SER se notó el estupor de Harrison Ford al anunciar a ‘Shakespeare enamorado’ como ganadora por encima de la favorita, ‘Salvar al soldado Ryan’. La primera edición a la que presté atención, eso sí, fue la de 1995 porque mi hermana compró por primera vez la Fotogramas, con Jodie Foster en portada, e incluía un despliegue de las nominaciones. Yo no entendía por qué ‘Leyendas de pasión’ no tenía 12 nominaciones e hice la quiniela sin haber visto ninguna nominada. Esa coincidencia marcó mi afición a los premios: el cine y los Oscar entraron en mi casa a la vez.

[seguir leyendo]
https://www.menzig.es/a/20-anos-obsesionado-oscar-ahora-odio/

¿Me estás invitando a tu boda o me estás cobrando la entrada?

bodas dinero.jpg

Un amigo me ha invitado a su boda. Cómo me alegro tío de verte ahí. Este regocijo puro me dura unos 15 segundos, tras los cuales mi alegría comienza a verse adulterada por preocupaciones. Estas van de las más frívolas (¿cómo me salgo del grupo de WhatsApp de la despedida sin que se den cuenta?) hasta las más existencialistas (nos estamos haciendo mayores, podrías arruinar el futuro de la humanidad si no inculcas los valores adecuados a tus hijos, la muerte acecha), pero por encima de todos me asalta una inquietud socioeconómica: mi cerebro pasa de “¿cuánto dinero meto en el sobre?” a “un momento, ¿tengo dinero para meter en el sobre?” y finalmente ¿en qué momento las bodas se han convertido en una metáfora del capitalismo?.

[seguir leyendo]
https://www.menzig.es/a/me-estas-invitando-boda-o-cobrando-entrada/

Los ocho momentos en los que ‘Juego de tronos’ te hizo saltar del sofá

juego de tronos.jpg

La que muchos califican como la serie más grande jamás rodada llega a su fin. Será desde la madrugada del domingo 14 al lunes 15 cuando se emita el primero de los seis últimos capítulos (a uno por semana). Lo que empezó como un drama de intrigas palaciegas ha terminado con niñas quemadas en una pira, criaturas asesinas saliendo de la vagina de una bruja y perros devorando vivo a un violador. Ver Juego de tronos significa nunca bajar la guardia, porque en cualquier momento pueden abrirle la cabeza (y no es una forma de hablar) a tu personaje favorito.

En estas ocho ocasiones fueron demasiado lejos incluso para ellos, llevándonos a preguntarnos de qué perturbada cabeza pueden salir semejantes barbaridades. Lo que está claro es que ningún espectador será capaz de sacarse estas imágenes de la suya.

[seguir leyendo]
https://elpais.com/elpais/2019/04/12/icon/1555063563_043263.html

Normal que Justin Bieber sufra depresión

justin bieber.jpg

Con 16 años, Justin Bieber apareció en la portada de Rolling Stone. En la entrevista le preguntaban sus opiniones sobre la música, el amor y la política. “No creo en el aborto”, aseguró. Cuando el periodista ahondó en el asunto poniendo ejemplos de situaciones extremas como una violación, Bieber no echó el freno de mano: “bueno, creo que eso es muy triste, pero todo ocurre por una razón”. La prensa había encontrado al niñato de los titulares de oro (en vez de reflexionar sobre qué demonios hacía un periodista adulto preguntándole a un niño por su postura respecto al aborto) y el cantante se pasaría casi una década revalidando ese título. Ahora, enfermo de depresión, anuncia que se retira de la música indefinidamente. Puede que el mundo esté cansado de Justin Bieber, pero no tanto como él lo está del mundo.

[seguir leyendo]
https://www.revistavanityfair.es/cultura/entretenimiento/articulos/justin-bieber-depresion-deja-musica/37287

Así se creó Al Amanecer, el himno de Los Fresones Rebeldes con el que cerraste todos los bares

fresones.jpg

“No es que me emocione otro amanecer, es que es el primero en que me vienes a ver” solo puede significar una cosa: faltan exactamente 13 segundos para empezar a saltar. Al amanecer, el single que Los fresones rebeldes lanzaron en 1997, lideró la revolución de la música indie en España al convertirse en la canción con la que cerraban todos los bares de España y que bailaban tanto los pijos como los indies, los chonis o los modernos. El recopilatorio Generation Next(editado por Subterfuge y patrocinado por Pepsi, la multinacional que capitalizó la música indie en España) incluyó la canción junto a otros grupos de la discográfica como Undrop, Australian Blonde o Najwajean. La insólita capacidad de Al amanecer para trascender el gusto personal de todo el que la escucha ha ido más allá con el paso del tiempo: también funciona entre gente de todas las edades, emociona independientemente del estado de ánimo (tanto si uno está triste o alegre, en pareja o soltero) y no se desgasta con los usos.

[seguir leyendo]
https://www.revistavanityfair.es/cultura/entretenimiento/articulos/asi-se-creo-al-amanecer-el-himno-de-los-fresones-rebeldes/35708

Balance de OT 2018: ¿nos tomamos un descanso?

ot final.jpg

Desde que en 2002 el entonces portavoz del PP en la Comisión de RTVE, Alejandro Ballestero, presumió de que el esfuerzo y la superación de los concursantes del primer Operación Triunfo representaban los valores que defendía su partido, el talent show ha funcionado como una radiografía sociocultural de la juventud española. El año pasado, con las reivindicaciones feministas de Amaia, el beso de Marina con su novio transgénero o la naturalidad con la que Alfred hablaba sobre enfermedades mentales, la nueva generación pareció más consciente de la realidad que las anteriores. Así que, para la secuela, Gestmusic se limitó a reproducir la misma fórmula. OT 2018 prometía más, pero no mejor: faltaban los profesores de interpretación, Javier Ambrossi y Javier Calvo, que como buenos contadores de historias emocionales habían sido los artífices orgánicos de las narrativas, los personajes y los giros de guion de la edición anterior.

[seguir leyendo]
https://elpais.com/cultura/2018/12/20/television/1545306627_475267.html

OT gala 13: Se nos rompió el amor, de tanto usarlo

ot 13.jpg

No es sano meterse en una nueva relación cuando todavía no se ha superado la anterior. Entregas tu cuerpo pero no te involucras emocionalmente, ni le dedicas demasiado tiempo, ni te apetece quedarte despierto hasta la madrugada por ella. OT 2018 empezó siete meses después de que acabase OT 2017. Aún quedaban concursantes de aquella edición por sacar disco, aún había relatos que seguían sin desenlace y aún nadie echaba de menos el formato porque no se había cerrado el ciclo natural de asimilación y superación que exige la experiencia de implicarse en OT al máximo (que es como mejor se disfruta). Y la aparición de Amaia ha sido como reencontrarse con esa expareja y comprobar que no son imaginaciones tuyas, que no has superado OT 2017 porque, como decía la otra Amaia más importante de este país (Montero), el amor verdadero es tan solo el primero.

[seguir leyendo]
https://elpais.com/cultura/2018/12/20/television/1545287053_267403.html

OT gala 12: Rojo relativo

ot 12.jpg

A Ben Burtt se le rompió la grabadora y, al pasar cerca de su televisor, grabó el sonido que emitía el tubo de la pantalla amplificado y distorsionado. Ben Burtt, que era el ingeniero de sonido de La guerra de las galaxias, pensó que quizá podría convencer a George Lucas de que los sables láser de los Jedis (hasta ese momento silenciosos) tuvieran aquel efecto. Y ese sonido se convirtió en un  sonido de tu infancia. A veces la historia se forja mediante errores, y esta noche OT ha ofrecido la gala con más identidad visual de su historia gracias a que alguien de realización ha decidido iluminar todas las actuaciones con 50 focos rojos.

[seguir leyendo]
https://elpais.com/cultura/2018/12/13/television/1544682603_745766.html