Así superó la anorexia Tracey Gold, la hija de ‘Los problemas crecen’

tracey_gold_911_863x647.jpg

Tracey Gold debutó a los cuatro años en un anuncio de Pepsi. Durante los siguientes diez años apareció en 32 series, miniseries y telefilms. En dos de esas series tenía un personaje fijo, pero ambas fueron canceladas en su primera temporada. A los siete años, Gold aprendió la palabra “dieta” durante un rodaje y a los 11 comenzó a restringir lo que comía para así tratar de retrasar su crecimiento y seguir consiguiendo trabajo como actriz infantil. Fichó por la telecomedia Gimme a Break!, pero la reemplazaron por otra actriz tras un episodio.

Finalmente en 1985, cuando tenía 16 años, sería ella quien sustituyese a Elizabeth Ward en Los problemas crecen al público de los pases de prueba no le cayó bien Ward y Tracey Gold resultaba mucho más pizpireta como Carol Seaver, la hija de una de las familias más blancas que jamás han aparecido en la televisión americana.

[seguir leyendo]
https://www.revistavanityfair.es/celebrities/articulos/tracey-gold/32820

Todd Haynes: “He trabajado con actores increíbles, pero no hay nadie como Julianne Moore”

todd_haynes-xlarge.jpg

Junto a Pedro Almodóvar, Todd Haynes es uno de los cineastas más reverenciados, estudiados y premiados del cine LGTB. Y como el director manchego, Haynes ha ido evolucionando desde su primer cine subversivo (Superstar, un cortometraje sobre la muerte por anorexia de Karen Carpenter, del grupo Carpenters, recreada mediante muñecas Barbie; o Velvet Goldmine, un no-biopic de David Bowie que espantó al propio Bowie, quien amenazó con una demanda) hacia el melodrama perfumado pero con cierto regusto áspero (Lejos del cielo, Carol). Cuando Almodóvar quiso contar una histora infantil, optó por La mala educación. Haynes ha preferido, respaldado por la producción y la distribución de Amazon, rodar Wonderstruck, el museo de las maravillas: un cuento luminoso a gran escala en el que, viniendo de un transgresor como Haynes, parte del público ha buscado dobles sentidos. No los busquen, no los hay. Tras 30 años, Todd Haynes ha decidido sencillamente hacer una película bonita, algo tan complicado como hacer una transgresora.

[seguir leyendo]
http://www.revistavanityfair.es/actualidad/cine/articulos/todd-haynes-entrevista-wonderstruck-juliane-moore/28179